Dicen que uno de los principales escollos a la hora de empezar con Blender es su apretada curva de dificultad, de lo que doy ciertamente fe. Dada mi experiencia como colaborador de Dispersium me atrevería a afirmar que ciertas decisiones de diseño dejan claro que hay muchas, muchas preferencias personales en la UI. Y algunas de ellas son realmente inexplicables. No recuerdo exactamente el momento, pero seguramente fue durante una de mis sesiones de silenciosas maldiciones cuando di con Bforartists, un interesante fork de Blender (si por un casual no sabes lo que es un fork, es ésto).

Reiner Prokein, programador de videojuegos y un buen hombre con mis mismas inquietudes (y seguramente las tuyas) se puso manos a la obra y decidió crear una variante con todos los cambios que todos sabemos que la amable gente de la Blender Foundation debería implementar a la de ya. De hecho ya ha sido duramente criticado por “atreverse” a cambiar la interfaz “del que no debe ser tocado”. Digo yo que si Blender es oupensors es oupensors, y los forks están para eso, y hasta aquí mi opinión.

El maltrato a la experiencia de usuario en Blender comienza con el uso del ratón, la rotación se efectúa manteniendo pulsada la rueda central y el panning se hace manteniendo presionada además la tecla Shift. Y digan lo que digan la elección del botón derecho para seleccionar, dejando el izquierdo para confirmar la acción, es cuanto menos desafortunada para nuestra memoria muscular, habituada ya a ciertos usos y costumbres en cuanto al periférico. El usuario novel se va a ver constantemente equivocándose de botón durante el modelado. En Bforartists, en cambio, las funciones de seleccionar y confirmar acción están en el botón izquierdo. Y la rueda central hace las veces de zoom y panning. dejando el botón derecho para rotar la escena. Esta configuración resulta en mi opinión mucho más intuitiva.

Uno de los cambios que más me ha gustado es con respecto a las acciones del menú Specials en Blender (accesible mediante el botón W), además de otras sólo disponibles mediante atajo de teclado, que han sido unificadas mediante iconos en la pestaña Tools, en la barra lateral izquierda en función del Modo en el que estemos. Esto facilita el aprendizaje a base de “cacharreo”, ya que por fin las funciones que más se usan están a la vista y no escondidas en algún remoto lugar de la interfaz.

El tema por defecto utiliza grises más oscuros, azules y una fuente blanca para mejorar bastante la legibilidad. Se sigue no obstante manteniendo el gris en el cursor en el Edit Mode, lo que hace a menudo difícil su localización al no existir contraste con los grises del fondo.

foto de Bforartists1

En serio, ponte tú a buscar un cursor gris aquí.

Se han añadido varias barras de herramientas con botones predefinidos para varias tareas, mención especial a las dedicadas a perspectivas, layouts, y cámara. Esta inclusión la considero un verdadero acierto, ya que me ha permitido cambiar rápidamente de vista sin estar recordando qué tecla del pad numérico era tal o cuál perspectiva, lo que es de agradecer cuando hace tiempo que no uso Blender. Y es aquí donde radica la gracia de este fork: Bforartists se aprecia más si te dedicas a otras tantas cosas y tienes demasiados programas que domar (entre los de músico, programador, gráficos, diseño de videojuegos y hombre orquesta en general) y sólo quieres tocar Blender de cuando en cuando. El no tener que estar recordando los atajos de teclado ni releyendo el manual supone todo un alivio cuando uno sólo quiere hacer un prop sencillito y hacía tiempo que no usaba el programa.

foto de Bforartists2

Bendito botón de cámara.

He leído por ahí que el cambio de interfaz dificulta el seguimiento de tutoriales en Blender. Aquí discrepo un poquito: cualquiera acostumbrado al distrohopping en Linux y/o a manejar varios programas podrá perfectamente seguir los tutoriales de Blender tras un sencillo ejercicio de traducción (sigue siendo Blender bajo la chapa y pintura), ya que las funciones están ahí, sólo las han cambiado de lugar.

En definitiva, a mi me parece un buen programa, el lavado de cara de la interfaz ha sentado fenomenalmente bien a la UX, y he hecho la escena de las fotos con ambos para comparar. Y lo más importante: a mí me ha facilitado la vida, así que todos mis parabienes para este más que interesante proyecto.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies